English Version
 
E-mail Form
Email Results

 
 
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Espasticidad

Rigidez muscular; Hipertonía

Se refiere a músculos tensos y rígidos. También se puede llamar tensión inusual o aumento del tono muscular. Los reflejos (por ejemplo, un reflejo rotuliano) son más fuertes o exagerados. La afección puede interferir con la actividad de caminar, el movimiento, el habla y muchas otras actividades de la vida cotidiana.

Consideraciones

La espasticidad generalmente es causada por daño a la parte del cerebro involucrada en movimientos bajo su control. También puede ocurrir a raíz de un daño a los nervios que van desde el cerebro hasta la médula espinal.

Los síntomas de espasticidad abarcan:

  • Postura anormal
  • Llevar los hombros, los brazos, la muñeca y los dedos de las manos a un ángulo anormal debido a la rigidez muscular
  • Reflejos tendinosos profundos y exagerados (el reflejo rotuliano y otros reflejos)
  • Movimientos espasmódicos repetitivos (clono), especialmente al tocarlo o moverlo
  • Tijereteo (cruce de piernas como se cerrarían las puntas de unas tijeras)
  • Dolor o deformidad de la zona del cuerpo afectada

La espasticidad puede también afectar el habla. La espasticidad grave y prolongada puede conducir a la contractura de los músculos. Esto puede reducir el rango de movimiento o dejar las articulaciones flexionadas.

Causas

La espasticidad puede ser causada por cualquiera de las siguientes:

Esta lista no incluye todas las afecciones que pueden causar espasticidad.

Cuidados en el hogar

El ejercicio, incluso el estiramiento muscular, puede ayudar a que los síntomas sean menos intensos. La fisioterapia también es útil.

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con su proveedor de atención médica si:

  • La espasticidad empeora
  • Nota deformidad de las áreas afectadas

Lo que se puede esperar en el consultorio médico

Su médico llevará a cabo un examen físico y le preguntará sobre los síntomas, incluyendo:

  • ¿Cuándo se notó por primera vez?
  • ¿Cuánto ha durado?
  • ¿Está siempre presente?
  • ¿Qué tan grave es?
  • ¿Qué músculos están afectados?
  • ¿Qué la mejora?
  • ¿Qué la empeora?
  • ¿Qué otros síntomas se presentan?

Después de determinar la causa de su espasticidad, el médico puede referirlo a un fisioterapeuta. La fisioterapia consta de diferentes ejercicios, incluso estiramientos musculares y ejercicios de fortalecimiento. Los ejercicios de la fisioterapia pueden enseñarse a los padres para que puedan ayudar a sus hijos a hacerlos en casa.

Otros tratamientos pueden incluir:

  • Se pueden prescribir medicamentos para tratar la espasticidad. Estos deben tomarse de acuerdo a las indicaciones.
  • La toxina botulínica se puede inyectar en los músculos espásticos.
  • En pocos casos, se usa una bomba para suministrar el medicamento directamente a fluido cefalorraquídeo y al sistema nervioso.
  • En ocasiones la cirugía es necesaria para liberar el tendón o para cortar la vía entre el nervio y el músculo.

Referencias

Griggs RC, Jozefowicz RF, Aminoff MJ. Approach to the patient with neurologic disease. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 396.

McGee S. Examination of the motor system: approach to weakness. In: McGee S, ed. Evidence-Based Physical Diagnosis. 4th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2018:chap 61.

  • Sistema nervioso central y sistema nervioso periférico - ilustración

    El sistema nervioso central comprende el cerebro y la médula espinal. El sistema nervioso periférico está constituido por todos los nervios periféricos.

    Sistema nervioso central y sistema nervioso periférico

    ilustración

    • Sistema nervioso central y sistema nervioso periférico - ilustración

      El sistema nervioso central comprende el cerebro y la médula espinal. El sistema nervioso periférico está constituido por todos los nervios periféricos.

      Sistema nervioso central y sistema nervioso periférico

      ilustración

    Cuidados personales

     
     

    Actualizado: 3/12/2019

    Versión en inglés revisada por: Alireza Minagar, MD, MBA, Professor, Department of Neurology, LSU Health Sciences Center, Shreveport, LA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

    La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
    adam.com

     
     
     

     

     

    Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
    Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos