Volver
arriba
 
E-mail Form
Email Results

 
 
Para Imprimir
Favoritos
bookmarks-menu

Sífilis congénita

Sífilis fetal

Es una infección grave, incapacitante y con frecuencia potencialmente mortal que se observa en bebés cuyas madres fueron infectadas con sífilis y no recibieron tratamiento. La infección se puede transmitir por medio de la placenta al bebé que aún no ha nacido durante el embarazo.

Causas

La sífilis congénita es causada por la Treponema pallidum bacterium, la cual puede transmitirse de la madre al niño durante el desarrollo fetal o al nacer. Hasta la mitad de todos los bebés infectados con sífilis en el útero muere poco antes o después del nacimiento.

A pesar del hecho de que esta enfermedad puede curarse con antibióticos si se detecta de manera temprana, las crecientes tasas de sífilis entre mujeres embarazadas en los Estados Unidos han aumentado la cantidad de bebés nacidos con sífilis congénita desde 2013.

Síntomas

La mayoría de los bebés infectados antes del nacimiento parecen saludables. Los síntomas se pueden desarrollar con el tiempo. En bebés menores de 2 años, los síntomas pueden incluir:

  • Agrandamiento del hígado y/o del bazo (masa en el abdomen)
  • Incapacidad para ganar peso o retraso en el crecimiento (incluso antes del nacimiento, con bajo peso al nacer)
  • Fiebre
  • Irritabilidad
  • Irritación y agrietamiento de la piel alrededor de la boca, los genitales y el ano
  • Erupción que comienza como pequeñas ampollas, especialmente en las palmas de las manos y las plantas de los pies, posteriormente cambian a un color cobrizo y son planas o abultadas
  • Anormalidades esqueléticas (óseas)
  • Dolor en un brazo o pierna y no ser capaz de moverla
  • Secreción nasal acuosa 

Los síntomas en bebés mayores y niños pequeños pueden incluir:

Pruebas y exámenes

Si se sospecha de una infección en el momento del nacimiento, se examinará la placenta en busca de signos de sífilis. Un examen físico del bebé puede mostrar signos de hinchazón del hígado y del bazo e inflamación del hueso.

Se hace un examen (de detección) de sangre de rutina para sífilis en todas las mujeres embarazadas. A las madres se les pueden practicar los siguientes exámenes de sangre:

A un bebé o a un niño cuya madre tenía sífilis se le pueden hacer los siguientes exámenes:

  • Radiografía del hueso
  • Examen de campo oscuro para detectar bacterias de la sífilis bajo un microscopio
  • Examen de los ojos
  • Punción lumbar (punción raquídea) extracción de líquido cefalorraquídeo para examinarlo
  • Exámenes de sangre (similares a los mencionados anteriormente para la madre)

Tratamiento

La penicilina es la opción de fármaco que se utiliza para tratar esta infección. Puede ser administrada por vía intravenosa (IV) o como una inyección. 

Expectativas (pronóstico)

Muchos bebés que resultaron infectados a comienzos del embarazo son mortinatos. El tratamiento de la futura madre disminuye el riesgo de sífilis congénita en el bebé. Los bebés que resultan infectados al atravesar la vía del parto tienen un mejor pronóstico que aquellos que resultaron infectados al comienzo del embarazo.

Posibles complicaciones

Los problemas de salud que pueden presentarse si un bebé no recibe tratamiento incluyen:

  • Ceguera
  • Sordera
  • Deformación de la cara
  • Problemas del sistema nervioso 

Cuándo contactar a un profesional médico

Comuníquese con su proveedor de atención médica si su bebé tiene signos o síntomas de esta afección.

Si usted cree que puede tener sífilis y está embarazada (o tiene planes de quedar embarazada), comuníquese con su proveedor de inmediato para hacerse una prueba de sífilis.

Prevención

Las prácticas sexuales seguras ayudan a evitar la propagación de sífilis. Si usted sospecha que tiene una enfermedad de transmisión sexual como la sífilis, busque atención médica de inmediato para evitar complicaciones como infectar a su bebé durante el embarazo o al nacer.

El cuidado prenatal es muy importante. Durante el embarazo, se hacen exámenes de sangre rutinarios para detectar sífilis. Estos exámenes ayudan a identificar a las madres infectadas para que reciban tratamiento con el fin de reducir los riesgos para el bebé y para ellas mismas. Los bebés nacidos de madres infectadas, que recibieron el tratamiento adecuado con antibióticos durante el embarazo, tienen un riesgo mínimo de padecer sífilis congénita.

Referencias

Centers for Disease Control and Prevention website. Syphilis. About congenital syphilis. www.cdc.gov/syphilis/about/about-congenital-syphilis.html. Last reviewed April 8, 2024. Accessed June 19, 2024.

Dobson SR, Sánchez PJ. Syphilis. In: Cherry JD, Harrison GJ, Kaplan SL, Steinbach WJ, Hotez PJ, eds. Feigin and Cherry's Textbook of Pediatric Infectious Diseases. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2019:chap 144.

Michaels MG, Williams JV. Infectious diseases. In: Zitelli BJ, McIntire SC, Nowalk AJ, Garrison J, eds. Zitelli and Davis' Atlas of Pediatric Physical Diagnosis. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2023:chap 13.

Qué detecta esta prueba Sífilis congénita

 

Aspirus St. Luke’s, 915 East First Street, Duluth, MN 55805 218.249.5555 | 800.321.3790

Actualizado: 12/31/2023

Versión en inglés revisada por: Mary J. Terrell, MD, IBCLC, Neonatologist, Cape Fear Valley Medical Center, Fayetteville, NC. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David C. Dugdale, MD, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. No se otorga garantía de ninguna clase, ya sea expresa o implícita, en cuanto a la precisión, confiabilidad, actualidad o exactitud de ninguna de las traducciones hechas por un proveedor de servicios externo de la información aquí contenida en otro idioma. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
© 1997- adam.com Todos los derechos son reservados