Navegar A-Z

 
E-mail Form
Email Results

 
 
Para Imprimir
Favoritos
bookmarks-menu

Cuidados personales en caso de mordeduras de animales

Cuidados personales - mordeduras de animales

Una mordedura de un animal puede romper, perforar o rasgar la piel. Las mordeduras de animales que rompen la piel lo ponen en riesgo de infecciones.

Causas

La mayoría de las mordeduras de animales provienen de mascotas. Las mordeduras de perros son comunes y casi siempre le suceden a los niños. En comparación con los adultos, es mucho más probable que los niños sean mordidos en la cara, la cabeza o el cuello.

Las mordeduras de gatos son menos comunes, pero tienen un mayor riesgo de infección. Los dientes de los gatos son más largos y afilados, los cuales pueden causar heridas punzantes más profundas. La mayoría de otras mordeduras de animales son causadas por animales callejeros o salvajes, como mofetas, mapaches, zorros y zorrillos.

Las mordeduras que causan una herida punzante son más propensas a infectarse. Algunos animales están infectados con un virus que puede causar la rabia. La rabia es poco frecuente, pero puede ser mortal.

Síntomas

Se puede presentar dolor, sangrado, entumecimiento y cosquilleo con cualquier mordedura de animal.

La mordedura también puede causar:

  • Rupturas o cortaduras mayores en la piel, con o sin sangrado
  • Hematomas (decoloración de la piel)
  • Lesiones por aplastamiento que pueden causar desgarros graves de tejidos y cicatrices
  • Heridas punzantes
  • Lesión de tendones o articulaciones causando disminución del movimiento y la función del tejido lesionado

Cuidado de la herida

Debido al riesgo de infección, debe acudir al proveedor de atención médica dentro de las 24 horas siguientes en caso de cualquier mordedura que rompa la piel. Si está cuidando a alguien que fue mordido:

  • Calme y tranquilice a la persona.
  • Lávese bien las manos con agua y jabón antes de tratar la herida.
  • Si la herida está sangrando, póngase guantes de látex si los tiene.
  • Lávese de nuevo las manos después de esto.

Para cuidar la herida:

  • Detenga el sangrado de la herida aplicando presión directa con un paño limpio y seco.
  • Lave la herida. Utilice un jabón suave y agua corriente caliente. Enjuague la mordedura durante 3 a 5 minutos.
  • Aplique un ungüento antibacteriano a la herida. Esto puede ayudar a reducir las probabilidades de infección.
  • Ponga un vendaje estéril, seco.
  • Si la mordedura es en el cuello, la cabeza, la cara, la mano. los dedos de la mano o los pies, llame al proveedor inmediatamente.

En caso de heridas más profundas, puede que necesite puntos de sutura. Su proveedor puede aplicarle una vacuna antitetánica si no le han aplicado una en los últimos 5 años. Puede que también necesite tomar antibióticos. Si hay una infección que se ha propagado, posiblemente necesitará recibir antibióticos por vía intravenosa (IV). En caso de una mordedura grave, puede necesitar cirugía para reparar el daño.

Cuándo llamar a control de animales

Debe llamar a control de animales o a la policía local si lo muerde:

  • Un animal que se comporta de una manera extraña.
  • Una mascota desconocida o una mascota que no ha recibido la vacuna contra la rabia.
  • Un animal callejero o salvaje.

Coménteles cómo es el animal y dónde está. Ellos decidirán si el animal debe ser capturado y aislado.

Posibles complicaciones

La mayoría de las mordeduras de animal sanarán sin desarrollar una infección ni disminuir la función del tejido. Algunas heridas necesitarán cirugía para limpiarlas y cerrarlas apropiadamente, incluso algunas mordeduras menores pueden necesitar puntadas. Las mordeduras grandes y profundas pueden dejar cicatrices grandes.

Las complicaciones por las heridas de mordedura incluyen:

  • Una infección que se propague rápidamente
  • Daño a los tendones o articulaciones

Una mordedura de un animal es más propensa a infectarse en personas que tienen:

Recibir una vacuna contra la rabia inmediatamente después de ser mordido puede protegerlo de la enfermedad.

Cómo prevenir las mordeduras de animales

Para prevenir las mordeduras de animal:

  • Enséñeles a los niños a no acercarse a animales extraños.
  • No provoque ni moleste a los animales.
  • No se acerque a un animal que esté actuando de forma extraña o agresiva. Puede tener rabia. No trate de atrapar al animal usted mismo.

Cuándo llamar al médico

Los animales salvajes y las mascotas desconocidas podrían ser portadores de la rabia. Si ha sido mordido por un animal salvaje o callejero, comuníquese con su proveedor inmediatamente. Consúltele dentro de las 24 horas siguientes en caso de cualquier mordedura que rompa la piel.

Llame a su proveedor o acuda a la sala de emergencias si:

  • Hay hinchazón, enrojecimiento o pus que sale de la herida.
  • La mordedura es en la cabeza, la cara, el cuello, las manos o los pies.
  • La mordedura es profunda o grande.
  • Usted observa músculo o hueso expuesto.
  • Usted no está seguro si la herida necesita puntos de sutura.
  • El sangrado no se detiene después de algunos minutos. En caso de hemorragia grave, llame al 911 o al número local de emergencias.
  • Usted no ha recibido una vacuna antitetánica en 5 años.

Referencias

Eilbert WP. Mammalian bites. In: Walls RM, ed. Rosen's Emergency Medicine: Concepts and Clinical Practice. 10th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2023:chap 52.

Goldstein EJC, Abrahamian FM. Bites. In: Bennett JE, Dolin R, Blaser MJ, eds. Mandell, Douglas, and Bennett's Principles and Practice of Infectious Diseases. 9th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2020:chap 315.

  • Mordedura de animal - ilustración

    La mordedura de un animal puede parecer inofensiva; sin embargo, si no recibe tratamiento puede conllevar a una infección grave. La mordedura de un animal debe limpiarse adecuadamente y la herida debe mantenerse bajo observación para detectar cualquier signo de infección.

    Mordedura de animal

    ilustración

  • Mordeduras de animales - ilustración

    Las mordeduras de animales son lesiones que se producen al desgarrarse la carne entre los dientes del animal. Entre los procedimientos de primeros auxilios que deben efectuarse para las mordeduras están lavar las lesiones menores, aplicar presión y vendar con una tela limpia hasta que cese el sangrado. Si el animal es salvaje o doméstico sin vacunar, puede surgir la inquietud de que sufra de rabia. Siempre que sea posible se debe colocar al animal bajo cuarentena o practicarle una autopsia para determinar si tiene rabia. El médico determinará la profilaxis de la rabia.

    Mordeduras de animales

    ilustración

  • Primeros auxilios en caso de mordeduras de animales - serie

    Presentación

  •  
  • Mordedura de animal - ilustración

    La mordedura de un animal puede parecer inofensiva; sin embargo, si no recibe tratamiento puede conllevar a una infección grave. La mordedura de un animal debe limpiarse adecuadamente y la herida debe mantenerse bajo observación para detectar cualquier signo de infección.

    Mordedura de animal

    ilustración

  • Mordeduras de animales - ilustración

    Las mordeduras de animales son lesiones que se producen al desgarrarse la carne entre los dientes del animal. Entre los procedimientos de primeros auxilios que deben efectuarse para las mordeduras están lavar las lesiones menores, aplicar presión y vendar con una tela limpia hasta que cese el sangrado. Si el animal es salvaje o doméstico sin vacunar, puede surgir la inquietud de que sufra de rabia. Siempre que sea posible se debe colocar al animal bajo cuarentena o practicarle una autopsia para determinar si tiene rabia. El médico determinará la profilaxis de la rabia.

    Mordeduras de animales

    ilustración

  • Primeros auxilios en caso de mordeduras de animales - serie

    Presentación

  •  

Los conceptos básicos

 

Cuidados personales

 

Qué detecta esta prueba Cuidados personales en caso de mordeduras de animales

 

Actualizado: 4/3/2024

Versión en inglés revisada por: Jesse Borke, MD, CPE, FAAEM, FACEP, Attending Physician at Kaiser Permanente, Orange County, CA. Also reviewed by David C. Dugdale, MD, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. No se otorga garantía de ninguna clase, ya sea expresa o implícita, en cuanto a la precisión, confiabilidad, actualidad o exactitud de ninguna de las traducciones hechas por un proveedor de servicios externo de la información aquí contenida en otro idioma. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
© 1997- adam.com Todos los derechos son reservados

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos