E-mail Form
Email Results

 
 
Para Imprimir
Favoritos
bookmarks-menu

Cirugía para bajar de peso y los niños

La obesidad en niños y adolescentes se ha vuelto un problema grave de salud. Aproximadamente 1 de cada 6 niños en los Estados Unidos es obeso.

Un niño que tiene sobrepeso o es obeso es más propenso a tener estos problemas también en la adultez.

Los niños con obesidad tienen problemas de salud que solían verse solo en los adultos. Cuando estos problemas empiezan en la niñez, con frecuencia se vuelven peores en la adultez. Un niño que tiene sobrepeso o es obeso es más propenso a tener problemas como:

  • Baja autoestima
  • Malas calificaciones en la escuela
  • Depresión

Cirugía para bajar de peso y los adolescentes

Muchos adultos que se someten a una cirugía para adelgazar pueden perder una gran cantidad de peso. Esta pérdida de peso puede tener beneficios para la salud como:

  • Mejor control de la diabetes
  • Colesterol y presión arterial más bajos
  • Menos problemas del sueño

En los Estados Unidos, las cirugías para bajar de peso se han practicado con éxito en adolescentes. Después de cualquier cirugía para bajar de peso, su hijo:

  • Tendrá un estómago más pequeño
  • Se sentirá lleno o satisfecho con menos alimento
  • No será capaz de comer tanto como antes

La operación más común que se ofrece para los adolescentes es la gastrectomía vertical en manga.

El cerclaje gástrico ajustable es otro tipo de cirugía para bajar de peso. Sin embargo ha sido en la mayoría de los casos reemplazada por la gastrectomía vertical en manga.

Todas las operaciones para bajar de peso se pueden llevar a cabo a través de 5 a 6 cortes pequeños en el abdomen. Esto se conoce como cirugía laparoscópica.

¿Es la cirugía para bajar de peso apropiada para su hijo?

La mayoría de los niños que se someten a una cirugía para bajar de peso también tienen problemas de salud que están relacionados con el peso corporal extra.

Las mediciones del índice de masa corporal (IMC) que aparecen abajo normalmente las usan muchos médicos para decidir cuáles adolescentes pueden beneficiarse más de la cirugía para bajar de peso. Pero no todos los médicos están de acuerdo respecto a esto. Las pautas generales son:

Un IMC de 35 o superior y una afección de salud seria relacionada con obesidad, como:

Un IMC de 40 o superior.

Además se deben considerar otros factores antes de que un niño o un adolescente sea sometido a una cirugía para bajar de peso:

  • El niño no ha podido bajar de peso haciendo una dieta y un programa de ejercicios durante al menos 6 meses, mientras esté bajo el cuidado de un médico.
  • El adolescente debe estar terminando de crecer (generalmente 13 años de edad o más para las niñas y 15 años o más para los niños).
  • Los padres y el adolescente deben entender y estar dispuestos a seguir los múltiples cambios en el estilo de vida que necesitarán hacer después de la cirugía.
  • El adolescente no ha consumido ninguna sustancia ilegal (alcohol o drogas) durante los 12 meses antes de la cirugía.

Los niños que se someten a una cirugía para bajar de peso deben recibir atención en un centro de cirugía bariátrica para adolescentes. Allí, un equipo de expertos les brindará el cuidado especial que necesitan.

¿Es la cirugía para bajar de peso segura para los adolescentes?

Los estudios que se han hecho sobre cirugía bariátrica en adolescentes muestran que estas operaciones son tan seguras para este grupo de edad como lo son para los adultos. Sin embargo, se ha hecho muy poca investigación para mostrar si hay efectos secundarios a largo plazo sobre el crecimiento para los adolescentes que se someten a la cirugía para bajar de peso.

Los cuerpos de los adolescentes todavía están cambiando y desarrollándose. Necesitarán tener cuidado de recibir suficientes nutrientes durante el período de pérdida de peso después de la cirugía.

La cirugía de derivación gástrica cambia la manera como se absorben algunos nutrientes. Los adolescentes que se someten a este tipo de cirugía para bajar de peso necesitarán tomar ciertas vitaminas y minerales por el resto de su vida.

Referencias

Gahagan S. Overweight and obesity. In: Kliegman RM, St. Geme JW, Schor NF, Blum NJ, Shah SS, Tasker RC, Wilson KM, eds. Nelson Textbook of Pediatrics. 21st ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2020:chap 60.

Johnson CR, Kumar S. Obesity in children. In: Cameron AM, Cameron JL, eds. Current Surgical Therapy. 13th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2020:1283-1290.

Marcdante KJ, Kliegman RM. Obesity. In: Marcdante KJ, Kliegman RM, eds. Nelson Essentials of Pediatrics. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2019:chap 29.

Mechanick JI, Apovian C, Brethauer S, et al. Clinical Practice Guidelines for the Perioperative Nutrition, Metabolic, and Nonsurgical Support of Patients Undergoing Bariatric Procedures - 2019 Update: Cosponsored by American Association of Clinical Endocrinologists/American College of Endocrinology, The Obesity Society, American Society for Metabolic and Bariatric Surgery, Obesity Medicine Association, and American Society of Anesthesiologists. Obesity (Silver Spring). 2020;28(4):O1-O58. PMID: 32202076 pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/32202076/.

Pedroso FE, Angriman F, Endo A, Dasenbrock H, et al. Weight loss after bariatric surgery in obese adolescents: a systematic review and meta-analysis. Surg Obes Relat Dis. 2018;14(3):413-422. PMID: 29248351 pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/29248351/.

        Los conceptos básicos

         

        Cuidados personales

         

        Qué detecta esta prueba Cirugía para bajar de peso y los niños

         

        Actualizado: 4/7/2021

        Versión en inglés revisada por: Ann M. Rogers, MD, Associate Professor of Surgery; Director, Penn State Surgical Weight Loss Program, Penn State Milton S. Hershey Medical Center, Hershey, PA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

        La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
        © 1997- adam.com Todos los derechos son reservados

         
         
         

         

         

        Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
        Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos