Reparación del manguito de los rotadores

Definición

La reparación del manguito de los rotadores es una cirugía para reparar un tendón desgarrado en el hombro. Este procedimiento se puede realizar con una incisión grande ("abierta") o con una artroscopia del hombro, la cual utiliza incisiones más pequeñas.

Nombres alternativos

Cirugía - manguito de los rotadores; Cirugía - hombro - manguito de los rotadores; Reparación del manguito de los rotadores - abierta; Reparación del manguito de los rotadores - miniabierta; Reparación del manguito de los rotadores - laparoscópica

Descripción

El manguito de los rotadores es un grupo de músculos y tendones que se unen formando un puño sobre la articulación del hombro. Estos músculos y tendones sostienen el brazo en su articulación y ayudan a que la articulación del hombro se mueva. Los tendones se pueden desgarrar por lesión o sobrecarga.

Usted probablemente recibirá anestesia general antes de esta cirugía, lo cual significa que estará dormido y no podrá sentir dolor. O bien, le aplicarán anestesia regional. Se insensibiliza el brazo y el hombro para que usted no sienta ningún dolor. Si recibe anestesia regional, también le darán un medicamento para hacerlo dormir durante la operación.

Tres técnicas comunes se utilizan para reparar un desgarro del manguito de los rotadores:

Para reparar el manguito de los rotadores:

Al final de la cirugía, se cierran las incisiones y se coloca un apósito. Si se llevó a cabo una artroscopia, la mayoría de los cirujanos toman imágenes del procedimiento desde el monitor de video para mostrarle a usted lo que se encontró y las reparaciones que se hicieron.

Por qué se realiza el procedimiento

Las razones para realizar una reparación del manguito de los rotadores incluyen:

La cirugía es una buena opción cuando:

Es posible que un desgarro parcial no requiera cirugía. En vez de esto, se usan el reposo y el ejercicio para curar el hombro. Este método a menudo es mejor para las personas que no exigen demasiado al hombro. Se puede esperar que el dolor mejore. El desgarro probablemente se vuelva más grande con el tiempo.

Riesgos

Los riesgos de la anestesia y de la cirugía en general son:

Los riesgos de la cirugía del manguito de los rotadores son:

Antes del procedimiento

Dígale a su proveedor de atención médica qué medicamentos está tomando. Esto incluye medicamentos, suplementos o hierbas que haya comprado sin una receta.

Durante las dos semanas antes de la cirugía:

En el día de la cirugía:

Después del procedimiento

Acate cualquier tipo de instrucciones que le den respecto al alta y los cuidados personales.

Usted usará un cabestrillo cuando salga del hospital. Algunas personas también usan un inmovilizador para el hombro, el cual impide que éste se mueva. La cantidad de tiempo para el uso del cabestrillo o del inmovilizador dependerá del tipo de cirugía que le hayan practicado.

La recuperación puede tomar de cuatro a seis meses, dependiendo del tamaño del desgarro y de otros factores. Es posible que usted tenga que usar un cabestrillo durante 4 a 6 semanas después de la cirugía. El dolor generalmente se controla con medicamentos.

La fisioterapia puede ayudarle a recuperar el movimiento y la fuerza en el hombro y su duración dependerá del tipo de reparación que se realizó. Siga las instrucciones de cualquier ejercicio para el hombro que le digan que tiene que realizar.

Expectativas (pronóstico)

La cirugía para reparar un manguito de los rotadores desgarrado es generalmente efectiva para aliviar el dolor del hombro. El procedimiento no siempre puede devolverle la fuerza al hombro. La reparación del manguito de los rotadores puede requerir un período de recuperación largo, especialmente si la ruptura era grande.

El momento para que usted pueda volver a trabajar o practicar deportes dependerá de la cirugía que se llevó a cabo. Lo más seguro es que deba esperar varios meses para reanudar sus actividades regulares.

Es posible que algunos desgarros del manguito de los rotadores no sanen totalmente. La rigidez, la debilidad y el dolor crónico todavía pueden estar presentes.

Estos resultados más desalentadores son más probables cuando se presenta lo siguiente:

Referencias

Hsu JE, Gee AO, Lippitt SB, Matsen FA. The rotator cuff. In: Rockwood CA, Matsen FA, Wirth MA, Lippitt SB, Fehringer EV, Sperling JW, eds. Rockwood and Matsen's The Shoulder. 5th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2017:chap 14.

Mosich GM, Yamaguchi KT, Petrigliano FA. Rotator cuff and impingement lesions. In: Miller MD, Thompson SR, eds. DeLee, Drez & Miller's Orthopaedic Sports Medicine: Principles and Practice. 5th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2020:chap 47.

Phillips BB. Arthroscopy of the upper extremity. In: Azar FM, Beaty JH, Canale ST, eds. Campbell's Operative Orthopaedics. 13th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2017:chap 52.